CiU y ERC alcanzan un principio de acuerdo para convocar la consulta en 2014

CiU y ERC han alcanzado un principio de acuerdo a partir de un «borrador compartido» para que en el pacto de estabilidad parlamentaria se prevea que la consulta de autodeterminación tenga lugar a lo largo del año 2014. Fuentes de ambas formaciones recalcan que aún no existe un acuerdo definitivo.

Beñat ZALDUA|BARCELONA|2012/12/12|0 iruzkin
20121212_artur
El president del Govern, Artur Mas. (Josep LAGO/AFP PHOTO)

Según han revelado varios medios catalanes, las negociaciones entre CiU y ERC para llegar a un acuerdo de legislatura van por buen camino y durante este miércoles habrían alcanzado un principio de acuerdo sobre el punto clave: la consulta de autodeterminación. Según se ha filtrado, ambas formaciones habrían acordado celebrarla a lo largo del 2014.

Este era el punto en el que habían encallado las negociaciones lideradas por Artur Mas y Oriol Junqueras, ya que ERC exigía una fecha concreta para la celebración de la consulta, mientras que CiU prefería un vago compromiso sobre el ejercicio del derecho a decidir a lo largo de la próxima legislatura.

Finalmente, parece que han encontrado el acuerdo en un punto intermedio, ya que el acuerdo no establecería una fecha concreta para la consulta, pero garantizaría su celebración en los dos primeros años de la legislatura.

Los partidos tenían hasta el 24 de diciembre para alcanzar un acuerdo, pero todos los indicios coinciden en señalar que podría haber pacto para la semana que viene, una vez salvado el principal escollo que suponía la concreción de la consulta.

Ahora CiU y ERC tendrán que concretar los acuerdos en ámbitos también espinosos como los presupuestos para el año que viene; pero fuentes cercanas a la negociación señalan que las discrepancias no son insalvables en este aspecto.

El acuerdo no está cerrado

Fuentes de CiU citadas por Efe «no significa que haya un acuerdo cerrado» y que únicamente debe ser entendido como una aproximación entre los criterios de ambos partidos.

Desde CiU mantienen una actitud de prudencia respecto a esta aproximación de posiciones, ya que todavía existen flecos que impiden un acuerdo definitivo.

En este sentido, fuentes de ERC indican que una de las dificultades que todavía impiden un acuerdo definitivo sobre la consulta es que, mientras que a CiU le gustaría que figure la coletilla de que la consulta deberá tener lugar «dentro del marco legal», ERC quiere suprimir esta mención por entender que es «innecesaria» y que podría «entorpecer» la convocatoria.

Los representantes republicanos rechazan, asimismo, que la fórmula que contempla la convocatoria de la consulta quede expresada en «condicional», como proponía CiU, y defienden que en el redactado se utilice el tiempo verbal «imperativo».

CiU y ERC proseguirán este jueves las negociaciones para cerrar un acuerdo global, tanto sobre esta cuestión como con respecto a los recortes presupuestarios y la implantación de una nueva fiscalidad para el Principat.

ERLAZIONATUTAKO ALBISTEAK