Las instituciones europeas advierten a Cameron de que no es posible una Europa «a la carta»

Las instituciones europeas han advertido al primer ministro británico, David Cameron, de que una Europa «a la carta» no es posible y que pertenecer a la Unión Europea va en su propio interés. Los grupos de la Eurocámara han criticado su discurso.

NAIZ.INFO|BRUSELAS|2013/01/23

La portavoz de la Comisión Europea, Pia Ahrenkilde, ha señalado que han recibido con «espíritu constructivo y positivo» el mensaje de David Cameron y ha asegurado que lo mejor tanto para la Unión Europea como para Gran Bretaña es que Londres siga «en el centro» de la UE.

«Corresponde al Gobierno y a los ciudadanos británicos decidir cuál consideran que es el mejor enfoque sobre el lugar de Reino Unido en la UE. Si Reino Unido quiere seguir en la UE, interesa tanto a la UE como a Reino Unido que Reino Unido sea un miembro activo en el centro de la UE», ha resaltado.

Para el Ejecutivo comunitario, Gran Bretaña «aporta mucho a la integración europea» y ha «definido positivamente» políticas comunitarias en áreas como el mercado único, la ampliación, el clima o la política energética, al igual que para mantener una UE «abierta al mundo» y desarrollar nuevas oportunidades de comercio.

«Tras el discurso, esperamos que el debate nacional se centre en la sustancia de las actuales relaciones y permita un análisis bien informado de cómo trabajando a través de Europa impacta positivamente en la influencia de Reino Unido en los retos globales», ha añadido la portavoz.

Parlamento Europeo

Desde el Parlamento Europeo (PE), la reacción al anuncio de David Cameron ha sido más crítica. Su presidente, Martin Schulz, ha advertido a Londres de que los británicos están «jugando un juego peligroso» y de que sería dañino para ellos rebajar su participación en las políticas comunitarias.

«En un mundo globalizado, al Reino Unido no le interesa rebajar a una suerte de segunda clase su pertenencia a la UE y reducir su influencia en los asuntos europeos y globales», ha declarado Schulz en un comunicado.

Ha criticado también que el discurso de Cameron «no refleja la realidad europea» y sí las «preocupaciones de los elementos euroescépticos del Partido Conservador», además de su rechazo a renegociar los tratados que vinculan a Gran Bretaña con la UE.

Partidos de la Eurocámara

El presidente de los liberales europeos (ALDE) y ex primer ministro belga Guy Verhofstadt ha indicado que «Cameron juega con fuego sobre la cuestión europea», mientras que el presidente de los socialdemócratas (SD), el austríaco Hannes Swoboda, ha calificado el discurso de «tragicomedia», con «mucho ruido y pocas nueces».

Desde las filas de los federalistas europeos (UEF), el eurodiputado Andrew Duff ha señalado que Cameron «va a tener que aprenderse mejor cómo funciona la UE, y si quiere retocar alguna de sus leyes, tendrá que atraerse a los parlamentarios europeos, para quienes hasta ahora su actitud ha sido despreciativa y desdeñosa».

De «egoísta» ha tildado el discurso el presidente del grupo de los populares (PPE) en la Eurocámara, Joseph Daul, quien ha mostrado sorpresa por que Cameron «quiera borrar de un plumazo las contribuciones (a Europa) de sus predecesores», conservadores y laboristas, que «ayudaron a forjar la Europa actual».

ERLAZIONATUTAKO ALBISTEAK