PP y PNV ultiman su acuerdo presupuestario en Araba para firmarlo el lunes

El PP y el PNV están a punto de cerrar su pacto presupuestario en Araba ya que el entendimiento entre ambos partidos es máximo y solo falta concretar la cuantía de algunas pequeñas partidas, por lo que confían en que el lunes pueda quedar sellado.

NAIZ.INFO|GASTEIZ|2013/02/01|0 iruzkin

El pacto presupuestario que negocian desde hace tiempo el PNV y el PP, que gobierna en minoría la Diputación alavesa, consiste en aprobar una norma foral que complemente con 5,3 millones de euros de endeudamiento la prórroga de los presupuestos de 2012.

Este viernes se ha celebrado una nueva reunión para concretar las partidas a las que iría destinado ese dinero y, según han informado fuentes del PNV citadas por Efe, «solo falta por cerrar algún pequeño fleco».

La reunión de carácter técnico, en la que no ha participado el diputado general alavés, Javier de Andrés (PP), ha concluido con «sensaciones muy positivas» para ambas partes, según el PNV, y «es muy posible que el lunes se cierre el acuerdo».

También fuentes del PP han indicado a la citada agencia de noticias que son «totalmente optimistas», que ese «sentimiento es mutuo», ya que únicamente quedan «cuatro pinceladas» para dar por cerrado el pacto.

El PNV ha negociado partidas para promover la reactivación económica y el empleo, ha logrado recuperar todas las cuantías económicas para el fomento del euskara que había en 2012 y ha acordado el dinero a destinar para la financiación de entidades locales y para distintas asociaciones del ámbito social, cultural y deportivo que, debido al recorte presupuestario, están paralizadas.

Una vez que se concreten algunos detalles de partidas incluidas en esos 5,3 millones de euros, el acuerdo quedará sellado, probablemente el próximo lunes.

El PP quiso incluir en esta negociación al PSE, pero según ha desvelado este viernes el diputado general, Javier De Andrés, ese partido «ahora mismo no tiene disposición al acuerdo».

De Andrés ha señalado que la «relación de proximidad» que ha mantenido con el PSE en los últimos años «en este momento no existe» y ha achacado la «política distinta» a que el PSE ya no está al frente del Gobierno de Lakua ni necesita del acuerdo del PP para sacar adelante sus políticas.

En todo caso, ha considerado que el acuerdo que se está perfilando obedece al «interés general» y que, por tanto, «debería ser del agrado de todos los partidos».

El pacto en Araba completaría los acuerdos suscritos ya por el PP y el PNV en Gasteiz y en la Diputación de Bizkaia, que han permitido sacar adelante las cuentas de estas dos instituciones, gobernadas también en minoría por el PP y el PNV, respectivamente.