Condenados en el Proceso de Burgos rememoran lo vivido 42 años después

Los condenados en el Proceso de Burgos Itziar Aizpurua, Antton Karrera y Jon Etxabe han narrado, junto al abogado Miguel Castells, sus respectivas experiencias sobre el citado juicio en el que fueron condenados a muerte y que, han remarcado, sirvió para «quitar la careta al franquismo».

NAIZ.INFO|DONOSTIA|2012/12/27|0 iruzkin
20121227_burgos
De izquierda a derecha, Aizpurua, Etxabe, Karrera y Castells, junto a Joxean Agirre, de Euskal Memoria. (Juan Carlos RUIZ/ARGAZKI PRESS)

Ha sido una charla emotiva y muy personal la que, convocada por las organizaciones Goldatuz y Euskal Memoria, la que ha reunido a algunas de las personas que, el 27 de diciembre de 1970, recibieron un total de 9 condenas de muerte y 590 años de prisión. 

La sala Kutxa de la Parte Vieja donostiarra ha estado abarrotada para escuchar lo sucedido de mano de sus propios protagonistas.

Todos ellos han coincidido en recordar en que, de manera premeditada, habían acordado ir a «romper» el juicio, que este supusiera una auténtica ruptura. Así, se fijaron como objetivo que todo lo que sucedía dentro de la sala se difundiera y llegara hasta Euskal Herria.

Prueba de que se consiguió con creces fue la huelga general que se llevó a cabo en el país durante los siete días que duró el juicio militar.

Además, los condenados han explicado que lo que propició aquel indulto que llegaría apenas tres días más tarde –30 de diciembre de 1970– que la sentencia, fue la movilización popular que se dio a lo largo y ancho de Euskal Herria, así como en México D.F., París y Berlín, entre otros lugares.

Por ello, y teniendo en cuenta que hasta entonces el franquismo no había condenado a ningún integrante de ETA, los condenados han afirmado que aquel juicio sirvió para «quitarle la careta al franquismo» y, además, para que la cuestión de Euskal Herria saltara a la escena internacional. También quedó claro hasta dónde estaba dispuesto a llegar el régimen de Franco.

Precisamente por eso, cuando el abogado Castells le comunicó a Jokin Gorostidi que había recibido dos condenas de muerte, le espetó que era el mejor regalo de Navidad que podía hacerle.

Itziar Aizpurua ha destacado que el indulto a los condenados demostró que se podía vencer al franquismo, y ha añadido que «eso ha tenido continuidad». Así ha remarcado que Euskal Herria sobrevivió a la llamada Transición española y que, a día de hoy, está en clara disposición de obtener la victoria.

LOTURAK