Los jihadistas mantienen a siete occidentales secuestrados en la planta de gas argelina

El grupo jihadista que atacó el jueves una planta de tratamiento de gas en Argelia mantiene aún a siete occidentales retenidos. A cambio de su liberación, ofrece un intercambio de rehenes estadounidenses por dos islamistas presos en EEUU y Washington responde que «no negociará con terroristas». El exmilitar de Angelu está entre los fallecidos.

NAIZ.INFO|ARGEL|2013/01/18
Nic6177547
Primeras imágenes del secuestro en la planta de gas, con ciudadanos argelinos recién liberados. (AFP)

El Ejército de Argelia mantiene rodeada la planta de tratamiento de gas de In Amenas, en la provincia de Ilizi, donde un grupo jihadista mantiene secuestrados a varias personas en una parte del complejo.

Según han dicho fuentes de los secuestradores a la agencia privada mauritana ANI -canal de comunicación con el que están en contacto desde el primer momento-, los jihadistas mantienen cautivos a siete occidentales (tres belgas, dos estadounidenses, un británico y un japonés).

Las msimas fuentes han señalado que el jefe del grupo secuestrador, Mojtar Belmojtar, ha ofrecido poner en libertad a los rehenes estadounidenses a cambio de la liberación de dos jihadistas presos en Estados Unidos.

Con respecto a sus exigencias sobre Mali, Belmojtar ha dicho que quiere «abrir negociaciones» con Washington y París sobre la ofensiva militar en el país africano.

EEUU no negociará

«Estados Unidos no negocia con terroristas», ha aseverado la portavoz del Departamento de Estado, Victoria Nuland, al referirse a la oferta de los secuestradores.

100 liberados, según Argelia

La agencia estatal APS informa, por su parte, de que el Ejército argelino ha liberado hasta el momento a casi un centenar de rehenes extranjeros de un total de 132, así como a 573 argelinos.

Según fuentes de seguridad citadas por la agencia, la operación continúa para liberar a otro grupo de rehenes que permanece retenido en una zona de las instalaciones.

Fallecidos

La agencia APS asegura que 12 trabajadores de la planta de gas y 18 jihadistas han fallecido tras el asalto a la planta de gas.

Washington y París han confirmado que un estadounidense y el exmilitar de Angelu están entre las víctimas mortales.

Según el grupo autor del ataque a la instalación de gas, al menos 34 extranjeros y 15 jihadistas perecieron en la operación militar llevada a cabo ayer por el Ejército argelino.

Las autoridades del país han informado hace varias horas del fin de la operación aunque no han aportado datos sobre el número de víctimas. La agencia estatal APS, que cita fuentes oficiales, indica que fueron rescatados 600 argelinos y cuatro extranjeros.

Primeras imágenes

La televisión estatal argelina ha mostrado las primeras imágenes de rehenes argelinos y extranjeros liberados, entre ellos filipinos, británicos y turcos.

Los rehenes han aparecido visiblemente cansados, algunos subiendo a un autobús para ser evacuados de la zona.

La televisión también ha mostrado imágenes de heridos en el hospital de In Amenas, pero no ha dado cifras ni de muertos ni de heridos.

Londres: «El incidente terrorista continúa»

El ministro británico de Asuntos Exteriores, William Hague, ha señalado esta mañana que «el incidente terrorista» continúa y que el primer ministro, David Cameron, se reunirá de nuevo este jueves con responsables de la seguridad en Londres.

Cameron ha abordado hoy la situación en conversación telefónica con el presidente de EEUU, Barack Obama.

Por su parte, las autoridades francesas han señalado que han podido contactar con dos rehenes galos qaue consiguieron escapar de la planta, según ha anunciado el ministro de Interior, Manuel Valls a la radio RTL.

Noruega

La petrolera noruega Statoil, que explota la instalación junto a BP y Sonatrach, ha anunciado el rescate de uno de sus empleados esta noche, con lo que 9 de los 17 trabajadores de la empresa se encuentran a salvo.

«La situación de los ocho empleados restantes es incierta», ha en un comunicado.

Japón convoca al embajador de Argelia

Por su parte, el Gobierno japonés ha convocado al embajador de Argelia en Tokio para transmitirle su preocupación por la situación de los secuestrados en la planta de gas, donde la empresa nipona JGC tenía 78 empleados, 17 de ellos nacionalidad japonesa.

El Gobierno y JGC han confirmado que seis de los trabajadores de la empresa están a salvo, entre ellos tres japoneses, dos filipinos y un rumano, según la televisión pública NHK.

ERLAZIONATUTAKO ALBISTEAK